Baked, Barcelona, Fresh Produce, Vegetarian

El strudel que quiso ser calzone.

Esta mañana me picó el mosquito de hornear, y recordando mi receta favorita de Strudel que aprendí a hacer en Vienna decidí poner las manos a la obra. 

 Usualmente los Strudels son dulces, (seguro alguno de ustedes conocen el famosísimo Apfelstrudel), consiste en una masa de hojaldre envuelta rellena de compota de manzana, canela, azúcar, pasas y pan rallado, está riquísimo, se sirve con una salsa de vainilla y helado, es para morirse. Yo hice mi versión salada, con berenjena, espinaca y queso feta.

 

Aquí lo que vas a necesitar: 

  • 1 Rollo de masa de hojaldre pre-hecha (la puedes comprar en el supermercado, son súper baratas y buenas) 
  • 1 Berenjena pequeña 
  • 1 Paquete de espinacas congeladas (frescas siempre son mejores, 1kg si son frescas) 
  • 3 Dientes de ajo 
  • 1/2 Cebolla blanca (grande o 1 pequeña) 
  • Queso Feta
  • Sal 
  • Pimienta 
  • Hierbas provençales 
  • Mantequilla
  • 1 Huevo (para barnizar)
 
1. Pelar y picar la berenjena en cuadritos, echarle suficiente sal y dejar reposar por 10-15 minutos, lo que hace la sal es que le saca lo amargo. Después de lavar la berenjena (sacarle toda la sal y secarla) saltearla en mantequilla con sal, pimienta una pizca de hierbas provençales, ajo y cebolla. Cocinarlas por unos 10 minutos (no totalmente porque van al horno) y reservar aparte. 
 
2. Escurrir bien las espinacas y picarlas en trocitos bien pequeños, secarlas bien y saltearlas en mantequilla con sal, pimienta una pizca de hierbas provençales, ajo y cebolla. Mezclar con las berenjenas. 
 
 
 
3. Dejar enfriar por unos 15 minutos.  Esparcir por encima de la masa de hojaldre *ojo* que los vegetales NO esten calientes porque pueden arruinar la masa. Agregar el queso feta.
 
 
Yo nunca supe como envolver el Strudel correctamente, así que este quedó más o menos como un calzone. Pero no me importa porque estaba riquísimo. 
 
 
 
4. Envolver, barnizar con un huevo batido y ponerlo en el horno a 350°F por 15-20 minutos (o hasta que comience a oler riquísimo). 
 
 

 

 
 
¡Buen provecho!
Share
Standard

4 thoughts on “El strudel que quiso ser calzone.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *